Bordet aseguró que este gobierno pone a las familias y a las personas en el centro de la escena

El gobernador Gustavo Bordet, junto al ministro de Desarrollo Social de la Nación, Daniel Arroyo, presentó este jueves en Concordia la tarjeta de asistencia social nacional que desde enero extenderá a todo el país.

“El desafío es solucionar un problema que es lamentable y que es fruto de las políticas económicas del gobierno anterior”, afirmó Bordet en la ocasión.

El gobernador dijo que el nuevo sistema asistencia es algo que cambia el paradigma de políticas sociales, que en otros tiempos se llevaban adelante pero que en los últimos cuatro años se había dejado de aplicar. “Argentina y la provincia de Entre Ríos nuevamente están en esta senda de universalización de las políticas sociales, de poner a las familias y a las personas en el centro de la escena”, afirmó.

El ministro Daniel Arroyo llegó a Entre Ríos al segundo día del inicio de la entrega en Concordia de las tarjetas alimentarias que se pusieron en marcha como parte del programa Argentina Contra el Hambre, impulsado por el presidente Alberto Fernández.

La presentación del nuevo sistema se concentró en el Centro Provincial de Convenciones de la capital del citrus donde estuvieron, además de Bordet y Arroyo, la vicegobernadora, Laura Stratta; el intendente, Enrique Cresto; la ministra de Desarrollo Social de la provincia, Marisa Paira; el senador provincial, Armando Gay; el presidente del bloque justicialista de diputados, Ángel Giano y el senador nacional, Edgardo Kueider, entre otras autoridades.

Soluciones

«Esto habla a las claras que hay un gobierno nacional que ha tenido prioridades muy concretas y que las ha desarrollado en tiempo récord. En una semana está implementándose y lo más importante es que son políticas universales que se toman por segmento, no son políticas focalizadas. Hay un gran desafío de poder seguir trabajando y avanzando en solucionar una situación que lamentablemente, fruto de políticas económicas que se aplicaron en el gobierno anterior, hoy tenemos que salir a darle respuestas a muchos ciudadanos de cada una de nuestras ciudades de Entre Ríos y de otras provincias argentinas para combatir este flagelo que es el hambre”, expresó Bordet en Concordia.

Dijo además que “es imperdonable” que en Argentina existan familias que hoy estén pasando por situación de hambre, y apuntó que “por eso rápidamente el gobierno nacional, a través del Ministerio de Desarrollo Social, ha dado una respuesta y a partir de este miércoles ya están utilizando las tarjetas las familias en Concordia, luego será en Paraná y sistemáticamente en toda la Argentina”.

Explicó también que para Concordia significa incorporar 35 millones de pesos con este sistema, que se vuelcan al consumo local, y aseguró que son los comercios locales los que dinamizan con sus ventas las actividades. Tras ello indicó que también es muy importante hacerlo en estas fechas donde muchas familias, además de la solución alimenticia, podrán pasar las fiestas con calidad alimentaria.

Por otro lado, se refirió al control para evitar abusos y apuntó: «Vamos a ser muy estrictos con el sistema para controlar y sancionar a aquel comerciante que de manera inescrupulosa burle el buen objetivo que tiene esta tarjeta. Vamos a trabajar también en lo que es comunicación para que se eviten estos abusos y para que se sepa de qué manera se utiliza la tarjeta”.

Dijo que el nuevo sistema “es algo que cambia un paradigma de políticas públicas sociales, que alguna vez se empezó a aplicar en Argentina y que en estos últimos cuatro años se había dejado de aplicar, entendiéndose puramente el asistencialismo como la solución a los problemas sociales.

Tenemos un gobierno nacional con una clara orientación de lo que deben ser las prioridades en la agenda, por eso estamos muy satisfechos», remarcó Bordet y aseguró: “Argentina y la provincia de Entre Ríos nuevamente están en esta senda de universalización de las políticas sociales, de poner a las familias y a las personas en el centro de la escena. Y algo muy importante es que lo estamos articulando con el intendente Enrique Cresto, como lo hacemos en todas las áreas, de manera efectiva, rápida y trabajando y pensando en grandes objetivos, como lo haremos también con otras ciudades de la provincia”.

Por último, el gobernador remarcó: “Agradecemos al ministro por estar aquí y porque rápidamente ha traído un programa para combatir un flagelo que tiene que ser desterrado como es el hambre en Argentina».

Prioridad

Por su parte, el ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, indicó: “Claramente en Argentina el problema central es el hambre, y el presidente Alberto Fernández ha sido claro en que nuestra primera prioridad es mejorar la calidad nutricional. Hemos iniciado en Concordia con un gran esfuerzo y un trabajo en conjunto con la provincia y con el municipio una tarjeta de alimentos para las madres que tienen chicos menores de seis años, para las mujeres a partir del tercer mes de embarazo y para las personas con discapacidad. Es una tarjeta que no permite extraer dinero del cajero sino comprar cualquier tipo de alimentos, excepto bebidas alcohólicas, pasándola en un posnet. Esta tarjeta permite codificar y establecer qué tipo de alimentos se están comprando y para ello hay un conjunto de nutricionistas y promotores de salud que los orientan”.

Explicó que Argentina tiene el gran problema de que el 14 por ciento de los chicos sufren hambre, y dijo que por ello lo primero que hay que hacer es resolver la cuestión alimentaria. “Las dos situaciones más graves del país son que mes tras mes baja el consumo de leche y que estamos yendo hacia una generación de chicos petisos y obesos”, lamentó.

Dijo que se trata de un trabajo en conjunto con el gobierno provincial y apuntó que en tiempo récord, a una semana de asumir nuevo gobierno nacional, se ha podido poner en marcha.

Al dar precisiones sobre el sistema, indicó que las madres que tienen un niño van a tener una tarjeta de 4.000 pesos y las que tengan dos o más hijos de 6.000 pesos. Detalló que la tarjeta se recarga el tercer viernes de cada mes, que los comerciantes no tienen que cobrar comisión ni ningún recargo y que la tarjeta puede ser usada por las familias como quieran y donde quieran, y contando con orientación de lo que es la canasta básica.

“Realmente es un trabajo muy importante, articulado entre la Nación, la provincia y el municipio, y estamos haciendo lo que hay que hacer, resolviendo el problema del hambre en Argentina. Es la primera vez que hay una política social en Argentina con seguimiento en tiempo real, de dos tipos: por un lado con un seguimiento y orientación nutricional donde vamos a insistir con 13 rubros, donde sobre todo están lácteos, carnes, verduras y frutas; y en segundo lugar vamos a hacer un control de peso y talla, fundamentalmente”, dijo Arroyo.

En cuanto a los fondos para solventar el programa, dijo los recursos salen de reorganizar las partidas del área social, y aclaró que se están utilizando el fondo de los jubilados. Indicó que el Anses cruza la base de datos y apuntó que la comercialización nadie tiene que anotar a nadie, no hay que registrar, sino que el Anses avisa y el banco entrega la tarjeta que se recarga el tercer viernes de cada mes.

Luego manifestó: “Hoy lo que tenemos que hacer es llegar a dos millones de niños en el país. Arrancamos en Concordia donde tenemos más de 7.000 tarjetas, 10.000 niños. Pero a partir de enero lo vamos a extender y vamos a plantear el cronograma para todo el país. Habíamos pensado iniciar este proceso en el mes de febrero, pero frente a la crisis aceleramos todo y lo estamos haciendo, con un gran apoyo del gobernador Gustavo Bordet, en tiempo real poniéndolo en marcha en una semana”.

Difunde la noticia

Autor entrada: Fabiola Bernhardt

Fabiola Bernhardt

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *