Brisa murió de neumonía: Desde el cuartel la obligaban a bañarse con agua fría.

Brisa Ponce tenía 20 años y era cadete de la Policía de la Provincia de Córdoba. La familia denuncia que la muerte tiene que ver con el mal funcionamiento de la caldera en el cuartel donde vivía.

La joven de 20 años murió de neumonía pero para los padres la muerte de Brisa Ponce está relacionada con que las autoridades de la Escuela de Policías la obligaban a bañarse con agua fría porque no funcionaba la caldera.

«Me dijo: ‘Papi, lo que pasa es que nos estuvimos bañando con agua fría porque estaban rotas las calderas'», contó el padre de la víctima, Roque Ponce.
Brisa fue internada el 20 de mayo al Policlínico policial de Córdoba con un cuadro de neumonía. Recibió el alta 10 días después pero horas más tarde volvió a ser hospitalizada: su cuadro de había agravado y tuvo que ser trasladada de urgencia. Brisa tuvo que ser inducida a coma farmacológico donde ya no pudo salir. El jueves pasado murió de un paro cardiorespiratorio.

Para la familia hubo negligencia por parte de la Escuela. El abogado que acompaña a la familia, Carlos Nayi, contó que además pedirán que se investigue a los médicos que la atendieron para descartar o no, la responsabilidad que pudieron haber tenido en el trágico descenlace.

Difunde la noticia

Autor entrada: Fabiola Bernhardt

Fabiola Bernhardt

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *